Crítica: Lima Japón Bonsai

Ocurrente tragicomedia romántica con dos intérpretes sobresalientes.

Por Paola Jarast

Lima Japón Bonsai (que ya había estado en cartel durante 2011-2012) fue festejada por el público del circuito off, que acompañó su desembarco este año en el teatro El Extranjero. La pieza formó parte del ciclo de teatro Primer Amor en Timbre 4, destinado al espectador adolescente. Pertenece a Canciones para armar la revolución, obras del director y dramaturgo Mariano Tenconi Blanco inspiradas en la historia política latinoamericana.

fotografía de José Serrano 1

Foto: José Serrano

La pieza abreva en un hecho histórico: la toma de la mansión del embajador de Japón en 1996 por parte del Movimiento Revolucionario Tupac Amarú. El joven Ollantay, un campesino rústico cuyo hermano milita en una agrupación revolucionaria, sigue a la bella niña Izumo, hija del embajador de Japón, por orden de su hermano. En un arrebato, Ollantay la secuestra. E inesperadamente entre ellos nacerá el amor entre canciones de cumbia chicha, karaoke, animé, teatro kabuki y mitología peruana. La rica e instruida quinceañera y el joven humilde y simplón se enamorarán ensayando una obra de autoría de ella acerca de amantes suicidas.

Tenconi Blanco reconoce que le interesaba que prevaleciera una atmósfera festiva, lo cual es notable pese a los ribetes melodramáticos que sobrevuelan a los jóvenes amantes. La manera de narrar el enamoramiento entre los jóvenes es creativa y lúdica, al igual que el despliegue de números musicales ejecutados con gran oficio -y maestría- por Gruden y Ricio.

Los dos actores, cuya desfachatez cautiva, realizan sólidas labores interpretativas y logran reproducir los acentos de sus personajes con suma precisión. Con un marcado y novedoso corrimiento de los lugares comunes del entretenimiento, la singular pieza de Tenconi Blanco logra atrapar desde el primer encuentro entre los jóvenes. En el corazón de la pieza yacen la negación de las diferencias socio-culturales y el amor inconveniente que pugna por expresarse como movimiento revolucionario.

DramaturgiaMariano Tenconi Blanco
ActúanYanina Gruden, Luciano Ricio
Voz en OffIgnacio Bartolone, Maruja Bustamante
VestuarioMerlina Molina Castaño
EscenografíaOria Puppo
Diseño de lucesMatías Sendón
VideoGabriel Jofré, Mariano Tenconi Blanco
Música originalIan Shifres
Letras de cancionesMariano Tenconi Blanco
FotografíaAriel Feldman
Diseño gráficoGabriel Jofré
Asesoramiento técnicoIvan Grigoriev
Asistencia de iluminaciónSebastián Francia
Asistencia técnica:Osvaldo Clement
Asistencia de direcciónBelén Chaud
Prensa: Carolina Castro
ProducciónCarolina Castro
CoreografíaCarolina Borca
DirecciónMariano Tenconi Blanco

LIMA2

Acerca del autor /


Deje su comentario

Su mail no será publicado, los campos obligatorios se marcan con *