Crítica: CARS 3

10/7/17

Por Leandro Rampoldi

El intrépido y famoso Rayo McQueen regresa a las pistas después de siete años. Luego de una tibia secuela en 2011, la saga de Pixar vuelve con una película sensible, melancólica y, por momentos, algo divertida.

Cars 3 presenta una historia de redención para el número 95. Lejos del novato, pedante y joven McQueen que soñaba con ganar la Copa Piston allá por el 2006, el Rayo debe atravesar en la tercera entrega uno de los peores miedos para un deportista: el retiro.

Diseñados y entrenados con la mejor tecnología, una nueva camada de jóvenes corredores surge en el mundo de Cars y amenaza con destronar a los más veteranos. Muchos de ellos son abandonos y ninguneados por sus patrocinadores.

Intimidado por Jackson Storm, el poderoso y vigoroso exponente de la nueva generación, McQueen debe enfrentar el paso del tiempo y encontrar nuevas motivaciones para continuar como número uno. Para lograrlo, el Rayo se une a Cruz Ramírez, una molesta y divertida entrenadora que soñó con ser corredora pero que nunca tuvo la oportunidad.

El argumento de la película apela a la sensiblería y por varios pasajes de la historia se olvida de la diversión. También se vuelve tediosa, larguera y con demasiados diálogos para un público infantil. Aunque también incluye momentos delirantes como el de la carrera de Monster Truck, una competición en el barro en la que el Rayo y Cruz participan para preparar el regreso a las pistas de McQueen.

Por el lado de la animación y la tecnología, como siempre, no hay nada que objetar. Pixar parece decidido a crear escenarios cada vez más reales. El mar, la arena y el cielo tienen tanta textura y detalle que simulan una película live action.

Cars 3 podría haber sido un buen final para una historia que nunca fue de lo mejor de Pixar, sin embargo, todo parece indicar que la empresa de animación y Disney buscarán extender la historia con nuevas entregas. Ahí es donde entra Cruz Ramírez, quien seguramente tomará la posta y conformará, como lo hacía el Rayo con su mentor Doc Hudson, un nuevo equipo de competición de carreras.

6 de 10


Acerca del autor /


Deje su comentario

Su mail no será publicado, los campos obligatorios se marcan con *