Estancia La Candelaria: Estilo europeo y tradición gaucha en Lobos

14 de Enero de 2016

A una hora y 20 minutos de Capital nos encontramos con el Partido de Lobos, un lugar tranquilo y pintoresco. Allí se encuentra La Candelaria, única estancia con un castillo de estilo francés y mucha historia.

Por Valeria Massimino
Fotos: Fer Casals

La Candelaria es una estancia única en la Provincia de Buenos Aires. Única por su belleza e historia. Actualmente preparada para recibir a cientos de personas de todas partes y brindarles un servicio completo. Relax, y aire libre para conectar con la naturaleza.

cande7

cande10
Cuenta la historia…
Don Orestes Piñeiro contrajo matrimonio con Candelaria Mármol y compraron una estancia en Lobos, la cual recibe el nombre de ella, ambos incursionan en esa zona de 12 mil hectáreas para trabajar. Al comienzo fue con la crianza de ovejas que en el año 1800 era lo que más rendía en el campo. Más tarde fue el ganado vacuno, porcino y equino. Como la pareja no podía concebir, adoptan a una niña de nombre Rebeca. Más tarde ella contrae nupcias con Manuel Fraga -en 1890- pero tampoco pueden tener descendencia. Al fallecer Rebeca, todo queda en manos de un hermano menor de Manuel quien tuvo seis hijos, Roberto Fraga. En 1965 muere Roberto y hasta 1983 la familia Fraga fue quien administró el campo, poco a poco fue fraccionándose en venta hasta que finalmente se vendió en su totalidad. Lo último en venderse fue el castillo en 1983, a una sociedad, y hace más de 15 años que el predio es usado para hotelería, una opción diferente, en donde se puede pasar un fin de semana, vivir un día de campo, contratar eventos de todo tipo y hasta bodas al aire libre.

cande3

cande2
El Castillo…
El castillo es fruto del Arquitecto francés Alberto Favre contratado por Manuel Fraga, quien quedó impactado por uno similar que vio en Francia, a orillas del río Loire. Por supuesto que esta increíble construcción arquitectónica es la gran atracción, ya que uno también puede hospedarse dentro del mismo y hacer un viaje retro.
El castillo nace en el año 1894, 12 años duró la construcción, Manuel convocó a dos arquitectos franceses para todo el proceso, originalmente se hizo con la idea de hacer banquetes, recepciones y cenas para invitar a personalidades de la política, pensando que estando bien conectado, los negocios ganaderos podían ser más fluidos.
Posee tres estilos reconocibles: nórdico normando, en sus cortes principales, torres y techo de laja de piedra; gótico inglés, en sus arcos ojivales, y barroco francés, en las aberturas de planta baja y primer piso.
Pueden observarse las arañas que cuelgan del techo, de Murano, con flores de cristal. Las paredes están forradas con brocato de seda y los sillones son de estilo Chippendale. Hermosos descansos iluminados por vitraux francés. Y mobiliario antiguo también de origen francés.

cande4
Amplias suites con hermosos balcones que miran hacia el inmenso y eterno jardín. Son 100 hectáreas que fueron en su momento diseñadas por el famoso paisajista Charles Thays (famoso por diseñar los paisajes de los parques 3 de Febrero, Los Andes, Florentino Ameghino, Colón, Patricios, Chacabuco, Pereyra Iraola, Centenario, Lezama, Avellaneda, Intendente Alvear y Parque Barrancas de Belgrano así como las plazas del Congreso, Plaza de Mayo, Rodríguez Peña, Solís, Castelli, Brown, Balcarce y otras) que cuenta con aproximadamente 240 especias de añosos árboles, entre los que se encuentran araucarias, casuarinas, pinos, eucaliptos, palmeras y más… Todo el lugar acompañado por estatuas, glorietas, pequeños puentes y una capilla de película. Hermosas estatuas de dos panteras de mármol protegen la entrada de unos arcos góticos.

cande12

cande13

La estancia ofrece hospedaje, y también ofrece la posibilidad de pasar un día de campo y ser parte de la fiesta gaucha, llena de tradición y diversión. Cuentan con 26 habitaciones que se distribuyen de la siguiente manera: 12 en el castillo; 8 en tradicionales casas coloniales (en suite con chimenea a leña, hermosas, en medio de la arboleda); 2 en bungalows del bosque (en suite con chimenea a leña); una en el molino holandés (con living, cocina, baño y una habitación doble); 2 en la casa del sol (con 2 habitaciones, living con chimenea a leña).
En todas esas hectáreas hay dos canchas de polo, dos salones comedores y de eventos (capacidad para más de 200 personas). También nos encontramos con el molino donde muchas parejas lo usan para un fin de semana romántico o bien pasan allí la noche de boda. También cuenta con canchas de fútbol con arcos movibles, cancha de voley, cancha de tenis iluminada, pileta de natación, carruajes, cabalgatas, y bicicletas gratuitas para paseos.

cande22

cande14

cande19

Anthony Helfer, guia en la visita al castillo.

cande21

cande17
En La Candelaria se brindan clases de polo para todas las edades y niveles de juego: un servicio completo que va desde los caballos hasta los tacos, para que los visitantes puedan disfrutar sin inconveniente del más genuino deporte argentino.
La Candelaria es escenario de books de fotos para importantes revistas de moda y cine.
Ideal para una escapada, para perderse algunos días en la naturaleza, sentirse lejos del ruido, pero cerca, porque a solo una hora y veinte minutos de la ciudad de Buenos Aires está este lugar lleno de oxígeno y magia.

cande15

cande16

La Candelaria se encuentra en la ruta 205, km 114,5, partido de Lobos

www.estanciacandelaria.com

cande11

Etiquetdo con:     , , ,

Acerca del autor /


Deje su comentario

Su mail no será publicado, los campos obligatorios se marcan con *