SEGÚN ROXI: LA OBRITA DE TEATRO

¿QUÉ HECHO YO PARA MERECER ESTO?

Por Paola Jarast

Bien podría ser el título alternativo de la propuesta de las guionistas Azul Lombardía y Julieta Otero (que también encarna a Roxi), dado que la protagonista padece los excesos de los padres del jardín al que asiste su hija durante los ensayos del acto de fin de curso.

La obra surgió de la serie Según Roxi, que fue furor en la web cuando se estrenó en el 2012, y fue emitida también por el canal Lifetime. La serie también tuvo su libro: Según Roxi: autobiografía de una madre incorrecta. Desde hace un año se presenta en el Teatro La Comedia con parte del elenco original.

Un grupo de padres del Jardín del Brote se reúne en un teatro a preparar el acto de fin de año para sus hijos. Roxi, una madre primeriza desbordada, hipocondríaca y muy neurótica, se verá obligada a actuar de árbol en Una aventura ecológica, el acto de fin de curso de la sala de cinco. Y padecerá las exigencias de participación de padres y madres por demás sobreexcitados. Muy a su pesar, Roxi sucumbe ante el apasionamiento del resto de las mamis en pos de la integración de su hija.

Alegando que lo hacen por los chicos, mamis y papis armarán un sinfín de comisiones –para el hastío de Roxi– y se desesperarán por lucirse en el escenario. Los conflictos producto de las ansias de protagonismo estarán a la orden del día.

roxi4 (1)
Los temas más controvertidos de la agenda de estos padres serán el colecho, el amamantamiento y los regalos de fin de año a las “seños”. La caracterización de Mara Bestelli como Madre Tierra, así como sus intervenciones, son desopilantes. Su interpretación del tema Un árbol sufriendo está cosecha las risas de toda la sala.

Se destaca también la frescura de María Marull en el rol de “mami cheta”, desesperada por interpretar a una de las clásicas princesas de Disney en el acto escolar. La actriz encarna su papel con gran comicidad y sin acudir a los lugares comunes tan vistos de las mamás de clase alta que no precisan trabajar y son mantenidas por esposos de buen pasar. El personaje de Marull se rebela ante su actual falta de espacio personal, y hasta le enrostra a su pequeña hija: “¡pelo lomo por vos!” en un diálogo telefónico hilarante muy festejado por la platea.

Otra actriz digna de mención cuya labor cómica sobresale es Mariana Chaud en el rol de Calentamiento global, causa por la que brega fervientemente enfundada en un traje redondo de Planeta Tierra.

Juan Martín Zubiri, el desmesurado padre gay, posee un timing notable para la comedia y es el encargado de organizar los ensayos. Formador de actores frustrado, se autoproclama director de la obra y hasta se da el lujo de obligar al resto de los papis y mamis a “caminar por el espacio” y los somete a demás juegos iniciales de actor.

Una secuencia especialmente lograda es la interpretación de las mamis del tema Cell Block Tango de Chicago, en el que las cinco mujeres confiesan los verdaderos motivos por los cuales decidieron participar de la obra vistiendo los sensuales bodies negros de las asesinas del musical.

Según Roxi, la obrita de teatro narra el desencanto de una madre primeriza al confrontar su fantasía romántica de la maternidad con la realidad del ingreso al universo del jardín, con los nuevos vínculos sociales que este pasaje conlleva. Y lo hace de un modo ameno y ocurrente, en el que los espectadores, hombres o mujeres, padres o no, podrán reconocerse.

Acerca del autor /


Deje su comentario

Su mail no será publicado, los campos obligatorios se marcan con *