Por Valeria Massimino

En tiempos de pandemia hay que adaptarse a la nueva realidad, reinventarse. El teatro filmado no es algo nuevo, pero siempre fue una excentricidad, hoy una necesidad.

Miles de artistas de todas partes del mundo, están viendo la manera de hacer arte y poder sobrevivir este momento, vivir a través de gorras virtuales y clases online. Artistas independientes y consagrados (como Carlos Belloso) están pasando por la misma situación.

A los 63 años Belloso regresa con la obra “Pure 100% Belloso”. Por primera vez haciendo teatro online. El espectáculo se estrenó el pasado jueves y fue el mismo que creó hace cinco años, pero adaptado para narrar los extraños tiempos que corren.

Coloco mi código en la plataforma e inmediatamente me encuentro con el escenario, sin escenografía, esperando que salga Belloso a hacer su show. Un teatro oscuro, donde se percibe minimalismo en la producción; es que para hacer teatro,
un stand up, no se necesitan muchas más que eso. Solo una pared, un micrófono y una buena performance. También se necesita que esté bien iluminado y filmado, no sentir que estamos viendo algo capturado a las apuradas con un teléfono móvil.

Tampoco pretendemos ver una producción de stand up al estilo Netflix. Entendemos la dificultad que presente hacer arte en estos tiempos, y la necesidad de poner en movimiento al teatro argentino que le da trabajo a muchas familias. Pero si uno abona una entrada virtual, al menos desea ver la mejor imagen y sonido posible.

No es caridad, para ayudar a los hacedores del teatro en nuestro país, al menos no debería sentirse así. Pedir una iluminación acorde tampoco es una locura. Hay que reforzar algunos temas técnicos. Eso faltó y falló en la obra.

En cuanto al show de Belloso, es su humor característico, un stand up abrasivo donde muestra una gama de personajes imposibles. Belloso se ha ganado el cariño de la gente hace años. Su humor puede que no sea para todos, especialmente para las nuevas generaciones, allí donde Favio Posca explota.

Esta fue una oportunidad especial -en muchos sentidos- para quienes aman sus personajes entrañables como “el vasquito”. Con un oficio impecable y sin dejar la escena nunca, cambia de vestuario y personaje. Mirando a cámara en busca de cierta complicidad. Tal vez en una realidad sin pandemia global Belloso no hubiera regresado con este show a las tablas.

El streaming, en mi caso funcionó bien, pero algunas personas que -comentaban constantemente en el chat- manifestaron tener problemas. Algunas risas exageradas de fondo animaban a Belloso, sin embargo se transmite un ambiente frío. No es fácil estar en escena de esta manera. No es fácil ver teatro filmado. No es fácil hacerlo en Argentina.

Belloso a través de sus personajes se permite hacer comentarios sociales y eso es siempre bienvenido: «Vos tenés un arma poderosa, el voto», remarca.

Una ensalada temática, un puré, como juega desde el título la obra. Toca la guitarra, canta, juega, y acompaña con sus clásicas expresiones. Un rostro con muchas expresiones. En un segmento Belloso saca un un cepillo y dice: «Me vino con el huevito Kinder». Y en ese momento entendí todo y reí.

En “Pure 100% Belloso”, el actor trata de encontrarse a sí mismo en estos tiempos de incertidumbre y reflexión y creo que -al igual que nosotros- no lo logró.


2 Comentarios

  1. Para mí Belloso es un actorazo, y es muy difícil hacer teatro virtual. Se valora mucho que lo haga. Y seguramente hay fallas, jamás podrá reemplazar a la sala en vivo😍📝🤓 Excelente nota Vale gracias por compartir 😊📝🤓

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here