TEATRO: Crítica de «Hostería Beninger»

1
405

Por Sergio Misuraca

Un secreto celosamente guardado por los miembros de un hotel que ha sido de los más prestigiosos de la región patagónica y que ahora, de las ochenta y ocho habitaciones sólo le quedan ocho será el conflicto disparatado de este espectáculo de máscaras y clown excelentemente dirigido por Marcelo Katz.

Siete actores interpretan a dos clowns y diecisiete personajes creando una atmósfera que no pertenece a ningún género en particular sino a muchos al mismo tiempo: mezcla de comedia, melodrama, absurdo y suspenso.

La puesta escenográfica simple y compleja a la vez, amalgamada por rieles que suben y bajan los objetos llevándonos a escenarios diferentes y hasta la incorporación del teatro de sombras dirigido por Paula Vidal, presentan una estética visual digna de los teatros de Praga.

Todos y cada uno de los intérpretes son funcionales. Xoana Solferino en su personaje de Pitman , una verdadera mascota humana y en su clown Diversa, conquista a su público entre la risa y la ternura. Alejandra Alvarez, en su papel de Isidro, el dueño de la hostería y sus papeles secundarios como bailarina, deportista y esquiador, asombra por su versatilidad. María Carranza, como Hilda, la anciana, como Bailarina muy graciosa y como el cocinero Catania, que adquiere gran protagonismo al final. Mariano Russo, tiene el don de hacer de hombre y de mujer sin que se note que es la misma persona, es uno de los clowns de la obra (Teasisto), pero también el anciano Nelson, casado con Hilda y la desopilante dueña de la Hostería, Minú.

Gastón Jeger, se luce con un solo personaje, que mantiene el timing de la comedia interpretando a Simón, el conserje, sin dudas su papel es hacer reír y vaya que tiene talento para hacerlo.

Luis Cagnacci, es el más alto de todos, hace tres personajes secundarios, el deportista, el esquiador, el mago, y se luce en su interpretación de Lucas, que tiene la misión de sostener el melodrama en el conflicto de la obra.

Eleonora Valdez, ya hemos visto su versatilidad en Macbeth y aquí tiene la difícil tarea de interpretar dos personajes con cadencias diferentes: Gertrudis, la mujer sonriente, que contagia su risa con solo escucharla y Nadia, la protagonista del conflicto, melodramática, afectada por la desaparición de su abuelo y cuya vida en esta hostería , está en peligro sin que lo sospeche.

Y finalmente Alejandro Salvo, el pianista que vive en su piano y no deja de estar presente a lo largo de toda la obra con sus brillantes intervenciones.

Hostería Beninger es un espectáculo para disfrutar, mantener la mandíbula contracturada de tanto reírse y también pensar en el dilema que plantea la obra:¿ estamos habilitados a matar a otros por una buena causa?


Ficha técnico artística
Autoría:
Martín Joab, Marcelo Katz
Actúan:
Alejandra Alvarez, Luis Cagnacci, María Carranza, Gastón Jeger, Mariano Russo, Xoana Solferino, Eleonora Valdez
Diseño de vestuario:
Gabriella Gerdelics
Diseño de escenografía:
Gabriella Gerdelics
Diseño de luces:
Pablo Calmet
Redes Sociales:
Julia Katz
Confección de vestuario:
Elena Faranda
Realización de figuras de sombras:
Federico Castiglioni, Eleonora Valdez
Realización de títeres:
Eleonora Valdez
Músico En Escena:
Alejandro Salvo
Música original:
Diego Vila
Fotografía:
Hernan Wornovitzky
Diseño gráfico:
Romina Salerno
Asesoramiento En Comunicación:
Débora Lachner
Asistencia de dirección:
Brenda Margaretic
Utilería:
Gabriella Gerdelics
Coreografía:
Valeria Narvaez
Dirección de títeres:
Paula Vidal
Dirección:
Marcelo Katz
Duración: 80 minutos

ESPACIO AGUIRRE
Aguirre 1270 Capital Federal – Buenos Aires – Argentina
Entrada: $ 300,00 – Viernes – 22:30 hs
Entrada: $ 100,00 – Sábado – 23:00 hs – 30/11/2019

1 Comentario

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here